Las bicicletas de hoy en día requieren un trato especial. Alargar la vida de la cadena puede hacerte ahorrar unos euros, pero a la larga se producirá un desgaste excesivo de platos y piñones. Aquí podéis ver un extremo de desgaste de dientes de platos/piñones:

Evidentemente para llegar a esos puntos hay que alargar muuuucho la vida de la cadena, pero si somos de ese tipo de personas a la larga empezaremos a tener problemas con cadenas que saltan, y tocará renovar platos y piñones (cuyo coste es muy superior a cambiar una cadena). Pero no vamos a tratar aquí ningún tema de como cuidar o mantener la bicicleta, sino como hacer fácil y cómodo su control. Usaremos: STRAVA

Usando la opción de “Mi Equipo”

Strava, dentro del apartado de configuración tiene la opción de “registrar” el equipo que usamos en cada actividad. Al dar de alta una bici (o zapatillas) cada vez que registramos una actividad los kilómetros se registrarán como efectuados con ese equipo. Y si tenemos varias bicis podemos llevar un control de los kilometros que lleva cada bici. Por ejemplo esto es lo que está registrado en mi Strava:

Como veis, se quedan registrados los kilómetros que hagamos en cada bicicleta (siempre que en la actividad de vincule la bicicleta).

Si solo creamos una bicicleta esa bicicleta será la predeterminada para todas las actividades. Si tenemos varias, siempre habrá que salga por defecto, y nos tocará cambiarla al grabar la actividad. Esto se puede cambiar editando la actividad, bien en el ordenador, o bien en la app:

Pero como hemos comentado en el título aquí queremos controlar cuanto nos dura un neumático, los kilometros de la cadena, y un largo etc de componentes de bicicleta.

Una vez que hemos creado la bicicleta podemos:

  • Dar de alta componentes
  • Dar de baja componentes.
  • Jugar con las fechas, por ejemplo si cambio la cadena hoy, pero registro el cambio en un mes, cuando ponga la cadena nueva si indico la fecha exacta del cambio ya me tomará en cuenta todas las actividades hechas desde el momento del cambio real, no desde el registro de la cadena.
  • Dar de baja una bici (retirarla para no poder imputar kilometros).

Un ejemplo dando de alta un cable de cambio delantero:

Lo que puedes hacer, si todavía no estás usando esto pero eres un fiel usuario de Strava. Crea tu bicicleta y añade los componentes en la fecha en que compraste la bicicleta. Acto seguido tendrás que ir a cada actividad de Strava y añadir esa bicicleta. Los kilómetros deberán ir sumándose a cada componente y a cada bicicleta.

Cuando hagas un cambio de componente, recuerda darlo de baja, crea el nuevo y pon la fecha que corresponda. Con el tiempo podrás ver cosas curiosas como: ¿Cuantos kilómetros más le hice al neumático delantero que al trasero?:

o…¿Cuantos kilometros le he hecho a la cadena antes de cambiarla?:

Cualquier duda sobre como usar esto lo podéis comentar por aquí o en Facebook o Whatsapp.

Aprovechamos aquí para recordaros que tanto la cadena, como las zapatas de freno, como los rodamientos tienen una vida limitada, alargar su uso no solo puede provocar daños en otras partes de la bicicleta, sino que nos obliga a hacer más esfuerzo o ponernos en situaciones de peligro. Para que os hagáis una idea, los profesionales estiman que una cadena en mal estado nos obliga a dar entre 1 y 5 watios más de potencia para obtener el mismo resultado. Estas cifras van mucho más allá cuando hablamos de rodamientos tan importantes como los que van situados en las ruedas.

Un saludo.